.

.

lunes, 20 de noviembre de 2017

El Comentario





Vuelta a las andadas. Después de un par de partidos, al menos con victoria, aunque aquí ya comentábamos que los problemas  del equipo continuaban, el sábado vuelta a la cruda realidad de las (habituales) derrotas fuera de casa, a los “regalos” a los rivales, y a una afición, que como siempre fue lo mejor, que tuvo que regresar a casa disgustada y amargada. Pero este es el Real Oviedo, ese equipo al que le tiran tres veces entre palos y le hacen tres goles (cualquier día, con tres disparos, nos van a hacer cuatro), ese equipo de los regalos en defensa y portería perennes, ese equipo en el que cada balón parado en contra hay que encomendarse a la “divinidad”, ese equipo que le cuesta dios y ayuda llegar arriba con algo de peligro, ese equipo al que, según las estadísticas publicadas estos días por la prensa, el 42 y pico por ciento de los disparos que nos hacen , son goles……….en fin, es el Real Oviedo.

Y eso que llegábamos a Valladolid en una tarde de Sábado agradable, con una muy  mala racha de ellos, con dos partidos por nuestra parte  seguidos remontando y ganando, con nuestra afición fiel y “entregada”, pero nuevamente, y como tantas y tantas veces, fuimos capaces a resucitar a un “muerto”. Y con muy poquito, porque realmente el R. Valladolid, tampoco es que fuera nada del otro mundo. Simple y llanamente, se dedicó a aprovechar nuestros regalos, y ya desde el minuto 4, en un gol de “chiste”, se pusieron por delante y nosotros, “na de na”
Y como decíamos, el sábado, tras la baja obligada de Carlos por tarjetas, entro en la zona central Valentini  junto a Cristian y Forlin, con Cotugno y Mossa en los laterales, Diegui en banda con Saúl en la otra, y Aarón en la media punta con Linares arriba. Y como ya ha pasado muchas veces, demasiadas, a los 4 minutos ya se nos ponían por delante  y el partido cuesta arriba, tras un córner de “chiste” cedido por Juan Carlos y que se paseo por el área sin ser despejado. A partir de ahí, como casi siempre un quiero y no puedo, con control del balón pero con nula llegada al área y sin causar peligro alguno en la portería pucelana. Ellos, tampoco, pero iban por delante. Y asi en la segunda parte, seguíamos con  la posesión pero en zonas “sin peligro”, y nuevamente en un balón parado, enésimo error en la marca, y con nada, el Valladolid que casi sentenciaba el partido. Entrada de Yeboah, Pucko  y de Steven (seamos serios, para tener a Owusus o Puckos en el banquillo, vale más tener al menos gente de la casa que no desmerecen nada) , y fuimos capaces al menos  de poner un poco de emoción con el golin de Linares. Pero poco duró, porque con el equipo ya volcado, Michel, en posible fuera de juego, dejaba el partido visto para sentencia. Lo dicho, una más de las “de fuera de casa”, y sobre todo, muy sentido por el montón de oviedistas que se fueron hasta pucela para ver otro bodrio mas.

Y ahora, pues vuelta al Tartiere. Y menos mal que, al menos, en unos de estos dos partidos fuera de casa, fuimos capaces a conseguir la victoria. Porque como ya henos repetido varias veces, cada partido que fuera no “ruquemos” nada, al final se convierte en llegar a Tartiere  con “plomo” en los pies y en una final. Y el que llega es el Numancia, un muy buen equipo que ya en la copa fue capaz de ganarnos. Pero toca ponerse el “mono de trabajo” y lograr  salir a por los tres puntos.

domingo, 19 de noviembre de 2017

REAL VALLADOLID 3, REAL OVIEDO 1



LO BUENO YA DURABA MUCHO Y POR TANTO, VUELTA A LA VERSIÓN “CLÁSICA” DEL REAL OVIEDO FUERA. DE UN EQUIPO, QUE A LOS 4´YA “PALMA”, POCO MAS SE PUEDE ESPERAR,SOLO QUE DECEPCIONE A LOS DOS MIL OVIEDISTAS QUE SE ACERCARON A PUCELA. Y LO DE LA PORTERIA, YA COMIENZA A CAUSAR PAVOR.

 

REAL VALLADOLID  3                  REAL OVIEDO 1




ALINEACIONES:

REAL  VALLADOLID : Masip, Antoñito, Olivas, Deivid, Nacho, Borja, Luismi, Toni Villa (Gianniotas 70'), Óscar Plano (Villalibre 84'), Hervías (Míchel Herrero 64') y Mata.

REAL  OVIEDO : Juan Carlos, Cotugno (Pucko 66'), Diegui, Christian, Mossa, Forlín (Steven 82'), Folch, Mariga, Saúl Berjón (Yeboah 75'), Aarón Ñíguez y Linares.

GOLES:
1-0, 4', Deivid, tras un esperpéntico córner cedido por Juan Carlos, y que luego se “paseo” por todo el área.
2-0, 76', Jaime Mata,en otro nuevo balón parado .
2-1, 86', Linares tras asistencia de Steven.
3-1, 89',ya con el real Oviedo totalmente volcado, Míchel Herrero, nos sentencia.
                                                                                                                   Foto: L.N.E
ÁRBITRO : Eiriz Mata (Colegio gallego).

ESTADIO : Encuentro disputado en el  José Zorrilla ante  12.386 espectadores en las gradas. Como decimos, más de dos mil oviedistas en las gradas, que, como en tantos y tantos desplazamientos, salieron decepcionados. Tarde –noche fría de temperatura y césped algo irregular. El Real Oviedo, vistió totalmente de azul.

jueves, 16 de noviembre de 2017

PRÓXIMO PARTIDO: El Rival



TRAS ESTAS DOS SEMANAS “DE GLORIA”, CON SENDOS TRIUNFOS Y REMONTANDO, Y TRAS LOGRAR LA PRIMERA VICTORIA A DOMICILIO, VAMOS A VER SI SOMOS CAPACES, ANTE UN MONTON DE OVIEDISTAS EN LAS GRADAS, A DAR OTRO “ZARPAZO” EN VALLADOLID Y QUE LO LOGRADO NO SEA UN ESPEJISMO.

Sábado 18 de Noviembre, 18 h. , Estadio “Nuevo Zorrilla”

REAL VALLADOLID – REAL OVIEDO

Historia
En  el año 1924,  se fundaron en  la ciudad de Valladolid dos clubes que rivalizaron  en el futbol en la misma, y que fueron el Real Unión Deportiva, y el  el Club Deportivo Español. Ambos, y desde su fundación,  ganaron sendas Copas de Castilla y León y tuvieron destacadas participaciones en la Copa del Rey.
Posteriormente, deciden juntarse y así,  Real Valladolid Deportivo nació el 20 de junio de 1928 como resultado de la fusión de esos dos clubes. Se denominó Real Valladolid Deportivo hasta el año en conversión en S.A.D 1992, pasando a partir de ahí a ser. R. Valladolid Club de Fútbol SAD.

Uniforme
Uniforme titular: Camiseta a rayas blanquivioletas , pantalón blanco y medias blancas.
Uniforme alternativo: Camiseta, pantalón y medias moradas, con algún detalle blanco

Estadio

El Real Valladolid juega como local en el Estadio José Zorrilla,el cual actualmente tiene capacidad para albergar a 26 512 espectadores, cifra establecida tras la reforma del fondo norte del estadio en 1985 y la colocación de butacas en todo su recinto en 1995, para cumplir así con las normas de la FIFA.

Datos del club

      Temporadas en 1.ª: 42
      Temporadas en 2.ª: 35
      Temporadas en 3.ª: 9

UNO DE LOS DESPLAZAMIENTOS MARCADOS EN “ROJO” DE LA AFICIÓN AZUL. ESPEREMOS QUE TRAIGA “BUENAS NUEVAS”. ¡¡¡HALA OVIEDO!!!

martes, 14 de noviembre de 2017

El Comentario





Ni los más viejos del lugar recordaban ya La última victoria fuera de casa y remontando el resultado. Y además añadiendo, que era la segunda victoria consecutiva y para mayor gloria, remontando también la jornada anterior en el partido frente al Lugo. Pero también, y para no dejar de ser el “Real Oviedo”, sufriendo hasta la extenuación, en el tiempo de prolongación, con un penalti  que entro en la portería no se  bien como, tras lanzamiento de Aarón incluyendo “un tapín” del césped del campo. Pero entró, y la verdad es que ese gol, ese penalti, ese triunfo, nos quita, a todos pero espero que especialmente a los jugadores, un tremendo peso de encima, una losa: la de no ganar fuera de casa. Esperemos, como decía en mi crónica, que pueda ser un antes y un después y este triunfo nos libere, y nos haga “hacer cosas” en los partidos, que quizás, sabemos hacer, pero que el atenazamiento no nos deja hacer. Y eso que el partido fue claramente nuestro, igualado quizás en la primera parte, pero muy superiores en la segunda.

Pero casi se “nos escapa”, porque nos siguen penalizando mucho los errores, errores infames, groseros, sobre todo en defensa, y que  los rivales, con muy poco, nos hacen gol.
Esta bastante, muy claro, que la mejoría de este equipo debe de pasar por ajustar, mejorar, el entramado defensivo. Es prácticamente imposible el lograr acabar un partido sin encajar, y lo triste es que los rivales, con casi nada, porque suelen provenir de errores clamorosos nuestros en defensa, logran perforar  nuestra meta. Y también, y hay que decirlo, porque las criticas también hay que aceptarlas, nuestro portero, hoy por hoy, nos penaliza mucho más que nos beneficia. Esta a un nivel bajísimo, no aporta seguridad alguna y los defensas, claramente y se observa, no “se fian de el”. Quizás pudiera ser el momento para que el del banquillo pudiera tener una oportunidad.

Y el domingo, con la ausencia de Diegui con su selección, el único cambio que se producía era la entrada de Cotugno en el lateral derecho. Pero otra vez Anquela, un poco erre que erre, volvía a colocar a Forlin por delante de la defensa , jugando con Cristian y Carlos de centrales. Y así, pese a que éramos superiores, sobre a todo a Cristian, se le veían las “costuras”, y pronto, Anquela rectifico y puso a Forlin atras, de libre, acompañando a  los centrales, donde todos vemos que rinde absolutamente mas. Nos pudimos adelantar con un penalti que Saúl mando alto, igualdad aunque control nuestro, y al borde del descanso un nuevo error vergonzoso, Juan Carlos que no sale, Mossa que no decide despejar, penalti y ellos que no perdonan. Como casi siempre, ya habíamos encajado. Pero en la segunda, se vio a l equipo atrevido que queremos, Mossa ya estaba 30 metros más arriba, llegábamos, Linares se fajaba, hubo ocasiones, empatamos por mediación de Carlos, expulsión de este cerca del 90, y en la última jugada, con Yeboah ya en el campo, pared de este con Mossa, y penalti dudosete que, como decía, Aarón convirtió no sin suspense. Tres importantes puntos, que sobre todo como decía, deben de valer para quitarse “peso” de encima.

Y ahora a Valladolid, en una salida marcada todos los años en “rojo” por los oviedistas y que esta temporada, a diferencia de la anterior, si que se produce en una fecha razonable, el Sábado a las 6 de la tarde. Y sobre todo, llegamos con la tranquilidad que dan los puntos de Tarragona, y que hace, que todo lo que pudiera ser “rascar” algo en pucela, sería fantástico. Esperemos que todos los que vayan puedan vivir un dia especial, y si puede ser, traernos los tres puntos.